Un joven de 29 años fue imputado por haber realizado 139 denuncias falsas al 911 en dos años y deberá cumplir 30 días de prisión preventiva. El acusado movilizó tantas veces a la policía que hasta se llegó a generar un accidente protagonizado por un patrullero: el móvil chocó contra un árbol en Lavalle y Presidente Perón, en Rosario y dos agentes sufrieron lesiones graves.

En la audiencia imputativa de ayer contra Alan Leonel L., los fiscales César Cabrera, de la Unidad de Flagrancia, y Nicolás Foppiani, de la Unidad de Investigación y Juicio, lo imputaron por las repetidas denuncias telefónicas anónimas, en ocasiones de manera directa y en otras oportunidades valiéndose de terceros de buena fe a quienes contactaba a través de distintas aplicaciones de redes sociales hacia la línea 911.

A través de esos llamados, el joven anoticiaba a la central de emergencias acerca de graves ilícitos que requerían la asistencia policial o médica, pero, al arribar los uniformados, comprobaban que eran inexistentes.

Fuente: Uno Santa Fé >> lea el artículo original